Sin profesionalidad y experiencia no se pueden esperar buenos resultados.

El mercado actual de la estabilización:      

Algunas de las  aplicaciones con los productos estabilizadores que pueden encontrarse en el mercado sufren de una falta de profesionalidad en la aplicación.

Ya sea por carencia o mal empleo de medios mecánicos o por intrusismo en la profesión de vendedores de líquidos.

Muchos productos tienen parecidas prestaciones en suelos secos y a temperaturas elevadas. Pero estos mismo productos sometidos a aumentos de humedad continuados o si se usan los mismos productos para todo tipo de suelo, previsión de tránsito o climatología local, se ven sometidos a degradaciones que finalmente desaprovechan la inversión realizada y desacreditan a un sistema de trabajo que debería ser el estándar tradicional por la sucesión de mejoras y ventajas que ofrece si está bien trabajado.

En Stabilizia  trabajamos para que la estabilización “in situ” ocupe el lugar que se merece en el mercado de la creación de infraestructuras de comunicación, ya que además de su calidad técnica indiscutible, aporta enormes beneficios sociales, al permitir el desarrollo local y reduce siempre el impacto ecológico.

Sabía, por ejemplo, que si estabiliza solo con copolímeros de vinilo para una aplicación en capa gruesa tendrá problemas si aumenta la humedad de suelo una vez ya esté “estabilizado” el camino?

Infórmese siempre antes de adoptar una solución para una infraestructura que debería durar una generación.

Sabe que muchos suelos sin cohesión pueden mejorarse hasta poder fabricar auténticas bases de carretera combinando solo 3 tipos de elemento estabilizador?.  Una solución genial para los países con mucha arena.

Sabe que algunos productos son enormemente resbaladizos y que exigen siempre tener que asfaltarlos para evitar accidentes?. El método de trabajo y los productos adoptados por el sistema Stabilizia, aportan siempre el agarre necesario para transitar con seguridad ya que se mantiene la abrasión original de un suelo natural.

Otros exigen capa de rodadura…y contaminan enormemente!

El negocio de la estabilización de suelos, tiene su talón de Aquiles en la propia capacidad de cada empresa de ofrecer homogeneidad continua y calidad general en la solución para un suelo natural sin seleccionar y estabilizarlo a lo largo y ancho de miles de m3 manteniendo las prestaciones técnicas del proyecto.

Que sea fuerte, duradero e insoluble al agua.

Por lo tanto, no pueden ir producto y aplicación cada uno por su lado.

Solo la correcta intersección de estos dos conjuntos de trabajo ofrece como resultado calidad homogénea en la aplicación.

Es por ello que nuestro producto es su suelo estabilizado. Nunca lo olvidamos.

Una calidad en el resultado final obtenido, que está directamente relacionada con la capacidad real de incorporar y mezclar de una forma homogénea e industrializada unos productos líquidos, aditivos minerales en polvo, agua y distintos suelos naturales sin seleccionar. Todo un reto.

Algo que puede parecer sencillo a priori, pero que en la diaria realidad del trabajo de campo, es tan complejo como distintos son los suelos y distintas son las situaciones que se presentan a lo largo y ancho del mundo.

La tecnología mecánica empleada en su aplicativo y la investigación previa en laboratorio que incorporan todas las soluciones técnicas de Stabilizia, permiten obtener resultados satisfactorios de una forma industrializada y eficaz en toda situación y tipo de suelo. Garantizado.

Una actividad la nuestra muy ligada al medio ambiente ya que aportamos un sistema de trabajo que aporta grandes beneficios ambientales respecto a los sistemas tradicionales de construcción.

En primer término de un modo directo, al evitar la extracción de áridos que afectan a la corteza terrestre ya que no es necesario el aporte de áridos seleccionados.

Como segundo aspecto y de forma indirecta pero no menos importante al contribuir a la reducción de la huella de CO2.

Evitando el consumo de combustible tanto por los mínimos o nulos transportes de áridos hasta la zona de los trabajos como por reducir tiempos de trabajo durante el propio proceso en la estabilización de los suelos al disminuir la duración de las obras.

Como colofón a este esfuerzo en la reducción de los perjuicios medioambientales que lamentablemente toda obra de infraestructuras genera, Stabilizia aporta con su tecnología de trabajo, la máxima capacidad de ahorro de agua que aportan nuestras máquinas aplicadoras, factor que queremos remarcar como una de las bazas más destacadas a promover y dar a conocer a nuestros clientes finales, ya que en muchos casos sus mercados coinciden con zonas desfavorecidas o territorios con escasez de agua.